lunes, diciembre 05, 2005

Libros

Se acercan las Navidades y un libro es, sin duda, lo mejor que se puede regalar en momentos de crisis moral / intelectual como los que vivimos. Arbusto el Guerrero, todo un dechado de entrega hacia los demás, os quiere avisar de aquellos títulos que no debéis comprar.

- 20 poemas de amor y una canción desesperada, de Pablo Neruda. El libro del que todo paleto intenta memorizar unos versos que le sirvan para pillar cacho. Interesante colección de poemas pero ejercicio menor si se compara con “Residencia en la tierra”. Este es el mejor libro de Neruda, con mucha diferencia. Luego se dedicó a escribir odas a los astronautas soviéticos y a recoger galardones como el Premio Stalin. Verso libre (tendiendo al alejandrino, como suele pasar en español y francés), imágenes surrealistas próximas a García Lorca y estructuras rítmicas deliberadamente bruscas… tenemos que seguir leyendo “Residencia en la tierra”, sin duda.

- Cien años de soledad, de Gabriel García Márquez. La biblia para los amantes del boom latinoamericano. ¿Es un mal libro? Ni mucho menos. Pero comparar esta novela con “Crónica de una muerte anunciada”, por ejemplo, es como comparar a Robinho con Ronaldinho. Y si alguien busca al Gabo en versión larga distancia, le recomiendo “El amor en los tiempos de cólera”, una novela con casi tantas páginas como “Cien años de soledad” pero que aguanta mejor el paso del tiempo.

- El perfume, de Patrick Suskind. Una mierda de libro. Así, sin más. Y amenazan con hacer una película que disparará las ventas de la novela entre la plebe…

- El gran Gatsby, de Francis Scott Fitzgerald. Cada año se venden cientos de miles de ejemplares en Estados Unidos. Votado la segunda mejor novela del siglo XX. ¿Por qué? Pues porque la hizo un americanito. Debido a que la mayoría de los grandes autores en inglés son ingleses (o irlandeses), los hijos del tío Sam han puesto esta novelita de cien páginas en el canon literario. Y los capullos como nosotros vamos detrás, lamiendo el culo a los listillos del imperio. Pues Arbusto lo dice bien claro: “El gran Gatsby” es un librito menor.

- El guardián entre el centeno, de D. J. Salinger. Una novela mediocre de un escritor mediocre que se hizo célebre merced a una escabrosa historia. Resumiendo: era el libro favorito del hijoputa que mató a John Lennon. Incluso se dice que el iluminado esperó pacientemente a la policía tras haber disparado al beatle mientras leía unos pasajes del libro. No os paséis de listos estas Navidades : regalar “El guardián en el centeno” está en las antípodas de lo cool. Avisados estáis.

9 Comments:

At 10:31 a. m., Anonymous Sue said...

No puedo estar más de acuerdo en lo de "El Perfume". Es malo y es cutre. Lo de los "20 poemas..." para pillar cacho es una gran verdad. En García Márquez no coincido del todo y tu teoría de "El guardián entre el centeno" ya la conocía, pero aún no sé si pensar que responde a una de tus ínfulas culturetas o que estás en lo cierto. Pero, "El Gran Gatsby" no lo he leído, de hecho, el otro día estuve a punto de comprarlo y tengo ganas de leerlo. Ahora ya me lo has chafado, capullo, lo voy a leer pensando en que soy una ignorante. Lo más triste es que probablemente es verdad. En fin, lo cogeré en la biblioteca para que luego no te mofes de mis estanterías.
Para los lectores que no sean tan vinagres como tu, por si quieren más opiniones, les doy la mía, ya que esto es gratis y yo no tengo blog. Recomiendo TODO lo que escribió el señor Capote y, por poner algo, "Retratos", que creo que es un regalo cojonudo si es que no habéis leído "A sangre fría". Y últimamente me he aficionado a Antonio Tabucchi ("La cabeza perdida de Damasceno Monteiro"). También muy propio para tener un detalle, creo yo.
Y, no, si queréis regalar algo estas navidades, no regaléis el "Ulises" de Joyce que es un tostón fino, por si alguien lo dudaba. A no ser que tengáis a un arbusto por amigo.

 
At 2:09 p. m., Blogger Hans said...

No entraré en lo demás, pero sí en cuanto a EGG, Sue. Arbusto ha dicho que es una obra menor, no que sea mala novela. Scott Fitzgerald no escribió NADA malo. A mi el "Gatsby" me gusta mucho. Léela. Creo que lo que denuesta WarriorBuch es el abuso de valoración positiva.

 
At 7:38 p. m., Anonymous Anónimo said...

Es curioso lo del fenómeno publicitario del perfume. No falta en ninguna colección de la gran novela del siglo XX de esas que salen en septiembre de cada año. Entre esas que tampoco faltan está una que sí merece la pena, una gran obra de John Kennedy Toole, "La conjura de los necios". Ésa sí que es recomendable (además de otras grandes obras maestras que los arbustos no se atreven a leer por miedo al abismo).

 
At 8:41 p. m., Anonymous Sue said...

Gracias, Hans. Que sepas que te leo mucho y me fío de tu criterio.

 
At 2:19 p. m., Blogger Haters said...

Yo regalaría Fear & Loathing in Vegas, de Hunter S. Thompson. El libro y el DVD. A mí con Edgar Allan Poe ya tengo bastante de literatura clásica. Quiero insultos y violencia actual, joder!

 
At 1:40 p. m., Blogger Hans said...

Un placer y un honor, querida Sue. Eso sí, lamento no encontrar tus acertados comments en mi bló...

 
At 11:40 a. m., Blogger Quic said...

Totalmente de acuerdo en "El Guardián...". Ni sé porque dicen que es buena ni sé por qué a alguien se le pasa por la chola matar a alguien después de leerla.

P.D.: Cada día tengo más manía a John Lennon. Hoy más. Pero una cosa exagerada, oyes... De esta Hans me lapida.

P.D. 2: ¿Salinger no es JD? ¿O es un diyei que conoces tú?

 
At 8:25 p. m., Blogger arbusto el guerrero said...

sí, amigos, he puesto D.J Salinger y no pienso cambiarlo (bien sabéis que no me costaría nada hacerlo). Todo lo que sea molestar me gusta.

 
At 1:25 p. m., Blogger Hans said...

Quic, no creas. Así, en general, podríamos decir sin temor a equivocarnos que John Lennon era un perfecto hijo de puta, con MUY MAL GUSTO en materia de mujeres. Y ya se sabe que los hombres se definen por apenas dos o tres cosas, y una de ellas es el tipo de mujeres de que se enamora.
Eso sí, junto con otros tres elementos formó el mejor grupo -en cómputo global de la historia-, y junto con otro elemento (que me cae bastante mejor) compuso algunas de las mejores canciones que escuché jamás. Soy bitelmaníaco, pero no tonto.

 

Publicar un comentario

<< Home